Gestión de estacionamiento regulado

Gestión de estacionamiento regulado

Cuando hablamos de Servicio de Estacionamiento Regulado, nos referimos a esas ordenanzas municipales aplicadas en muchas ciudades españolas y, según las cuales, se establecen zonas habilitadas para aparcar el coche durante un espacio de tiempo reducido a cambio de un pequeño importe.

En Madrid este servicio se denomina S.E.R. (Servicio de Estacionamiento Regulado), pero ha adquirido otros nombres en las distintas ciudades donde se ha implantado. Por ejemplo, en Sevilla se denomina G.E.S. (Gestión de Estacionamiento en Superficie) y en Valencia es reconocido como zonas O.R.A. (Ordenanza Reguladora de Aparcamiento). Todos lo conocemos como zona azul.

Tras este estudio de estacionamiento regulado hemos visto que la zona azul es una manera de garantizar el estacionamiento de los vehículos en aquellas zonas de la ciudad donde el aparcamiento sería muy complicado de no ser por estas medidas. Supone disponer de una oferta de plazas libres casi permanente porque limita el tiempo de uso y favorece el uso compartido del espacio. Además, posibilitar el aparcamiento en zonas comerciales de nuestra ciudad impulsa el comercio y, por último, crea muchísimos puestos de trabajo.

Los ayuntamientos han clasificado las zonas de la ciudad con distintos colores (azul, verde y naranja) y distintas tarifas. Esto dependerá de la alta o baja dificultad para aparcar en ellas. A lo largo de nuestro estudio de estacionamiento regulado hemos comprobado algunas polémicas, pues utilizar distintos colores confunde a los usuarios.

La ciudad con la zona azul más cara es Barcelona y la más barata es Murcia. Madrid y Barcelona han incrementado sus tarifas hasta un 70 % en los últimos años; Logroño, en cambio, solo el 5 %. Las ciudades con menos horas de pago son A Coruña y Sevilla, con 8 horas; y la que más tiene es Madrid, con 11 horas. La grúa cuesta desde los 75 € (Oviedo) a los 160 € (Barcelona).